• Netec

DevOps, el cambio en la cultura de TI


DevOps se centra en la entrega rápida del servicio en TI a través de la adopción de prácticas de apoyo y ágiles en el contexto orientado al sistema. Una fusión de dos palabras, 'development' (desarrollo) y 'operations' (operaciones), apunta a combinar el desarrollo de software y el software de operaciones. Rompe la barrera entre los equipos de desarrollo y operaciones. El trabajo colaborativo entre ellos conduce al beneficio de la habilidad combinada.

Se trata de una metodología para mejorar y agilizar el proceso de desarrollo de aplicaciones en las empresas, integrando los equipos de Desarrollo y Operaciones de TI, teniendo como objetivo no solo permitir un desarrollo y despliegue continuo de productos y servicios de software, sino priorizar la fiabilidad del sistema y la mínima interrupción para maximizar el beneficio a los clientes, internos y externos, del negocio. Esto requiere una entrega continua y procesos de monitoreo continuos, pero también incluye toda una cultura y filosofía operativa para crear y mantener mejor la cadena completa de software en la empresa.

Para muchas empresas, la adopción de este enfoque puede llegar a ser complicado ya que requiere de un fuerte cambio cultural y organizativo para su implementación. Un cambio cultural hacia la colaboración, la comunicación y la completa integración entre las áreas de desarrollo y sistemas, pero recordemos que DevOps es una metodología de desarrollo de software.


Tres ideas clave para definirlo:

  • DevOps es una metodología para creación de software.

  • DevOps se basa en la integración entre desarrolladores de software y administradores de sistemas.

  • DevOps permite fabricar software más rápidamente, con mayor calidad, menor costo y una altísima frecuencia de releases.

Internamente, implica una colaboración constante entre los diferentes equipos que componen el departamento de TI y con la empresa en general. De este modo, se genera más confianza entre los equipos de desarrollo y los de operaciones a través de la calidad, permitiendo una mayor flexibilidad y adaptabilidad. Con el cambio en el panorama del desarrollo de software y la introducción del desarrollo ágil en el 2001, los desarrolladores fueron capaces de crear código funcional más rápido. En conclusión DevOps puede considerarse una práctica y Agile un proceso. Juntos, ayudan a construir continuamente, eliminar desperdicios y optimizar el trabajo.

Conozca las ventajas de nuestra certificación en DevOps aquí. Si desea recibir más información o inscribirse a nuestro curso, contáctenos


NETEC
DESCUENTOS Y PAGOS
Suscríbase a nuestro newsletter

Copyright 2020 Netec. Todos los derechos reservados.